Ir al contenido principal

Tarta de fondant de Rayo McQueen


El otro día celebramos el cumpleaños de uno de los peques de la casa. Para la ocasión, la tía Bea quiso hacerle una tarta de fondant con forma de Rayo McQueen. Sí, queridos amigos, aquí también sucumbimos de vez en cuando a las modas reposteras. Hoy en día, este tipo de tartas se ven, junto con los cupcakes, por todos sitios y hay algo así como miles de cursos para aprender a hacerlas. La tía Bea, autodidacta, nos cuenta cómo hizo la tarta:



Para la base de la tarta me decanté por hacerla de bizcocho para que fuera más fácil de modelar. Hice un bizcocho de chocolate blanco y otro de chocolate negro, ambos sacados del fabuloso blog repostero laspiruletassonrojas. Uní ambos bizcochos con mermelada de fresa y los recubrí con chocolate a la taza espeso. Lo normal hubiera sido recubrirlos con fondant de chocolate, que endurece y se modela más fácil, pero pretendía darle un poco de jugosidad extra al bizcocho.

Como se puede apreciar, Rayo adelgazó para las películas, 
pero su peso normal es el representado en la tarta ;)

Para el recubrimiento exterior, no podía ser de otra forma que con fondant de colores. El fondant, que para quien no lo conozca es una especie de plastilina comestible, lo puedes hacer casero, con nubes, azúcar glass y un poco de paciencia. Lo único que para conseguir colores vivos como el rojo necesitas mucho colorante. Total, que no sale en absoluto más barato que el comprado, y yo, como no tenía tantísimo tiempo, pues me compré unas tableticas de fondant rojo, negro y blanco. Para el resto de colores usé el blanco con los colorantes, en gel, correspondientes. No lo hice excesivamente fiel al Rayo McQueen, porque hubiera supuesto muchísimas horas de trabajo además de mucho instrumental del que no disponía. Mis únicas herramientas fueron cuchillos, cucharas, rodillo y dedos, sin aerógrafos y sin experiencia previa.

A los peques les gustó tanto ¡que les daba pena cortarlo! Pero luego no dejaron ni una miga...
¡No hace falta tanto para dar rienda suelta a tu imaginación!


Obsérvese la cara de espanto de Rayo al verse descuartizado.

Ingredientes para el bizcocho de chocolate blanco

  • 4 huevos
  • 140g de azúcar
  • 140g de harina
  • 80g de mantequilla sin sal
  • 120g chocolate blanco (evitad la marca el hacendado)
  • 12g de levadura química en polvo
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla o azúcar vainillado (opcional, yo no le puse)

Preparación del bizcocho de chocolate blanco

1. Precalentamos el horno a 180 ºC (160 ºC si es con aire).

2. Se calienta la mantequilla a fuego muy bajo y antes de que se funda del todo se agrega el chocolate en trozos  removiendo constantemente para que se mezcle bien. Antes de que se funda del todo, retiramos del fuego y seguimos removiendo para que con el calor residual termine de fundirse.

3. Batimos los huevos hasta triplicar su volumen, añadimos el azúcar en forma de lluvia y seguimos batiendo.

4. Tamizamos la harina junto con la levadura y se va añadiendo poco a poco a la mezcla de huevos y azúcar. Seguimos batiendo a velocidad baja.

5. Por último, incorporamos la mezcla del chocolate fundido en forma de hilo y seguimos batiendo hasta tener una masa homogénea.

6. Engrasamos el molde. Se le puede poner en la base, si el molde no es de los desmoldables, un trozo de papel de horno que coincida con la base para facilita su extracción. Vertemos la masa y horneamos unos 25-30 min hasta que al pincharlo con un palillo salga limpio.



Ingredientes para el bizcocho de chocolate negro

  • 2 huevos
  • 175g azúcar moreno
  • 185g de harina
  • 85g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 115g chocolate negro (70% mínimo de cacao)
  • 3/4 cucharadita de levadura química en polvo
  • 3/4 cucharadita de bicarbonato
  • Una pizca de sal
  • 250ml leche semidesnatada a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla o azúcar vainillado (opcional, yo no le puse)

Preparación del bizcocho de chocolate negro

1. Precalentamos el horno a 180 ºC (160 ºC si es con aire).

2. Troceamos el chocolate y lo derretimos en el microondas o al baño maría, con cuidado no se nos vaya a quemar, y lo dejamos enfriar.

3. Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que se consiga una textura cremosa.

4. Aparte batimos las yemas (que habremos separado de las claras previamente) y las añadimos lentamente a la mezcla de mantequilla y azúcar. Cuando esté bien incorporado añadimos el chocolate.

5. Tamizamos la harina con la levadura, el bicarbonato y la sal.

6. Ponemos la leche en una jarra y le añadimos el extracto de vainilla.

7. Añadimos un tercio de la mezcla de harina a la mezcla del chocolate y batimos hasta que se incorpore totalmente, entonces añadimos un tercio de la leche y seguimos batiendo hasta que quede perfectamente incorporado. Volvemos a repetir estos pasos hasta que hayamos incorporado toda la harina y toda la leche.

8. En un bol aparte, montamos las claras a punto de nieve. Cuando estén listas, las añadimos cuidadosamente con una cuchara metálica a la mezcla. Las mezclaremos con cuidado, con la cuchara metálica y sin batir para que no pierda aire.

9. Engrasamos el molde. Se le puede poner en la base, si el molde no es de los desmoldables, un trozo de papel de horno que coincida con la base para facilitar su extracción. Vertemos la masa y horneamos unos 25-30 min hasta que al pincharlo con un palillo salga limpio.



Ingredientes para formar la tarta

  • Bizcocho de chocolate negro (receta más arriba)
  • Bizcocho de chocolate blanco (receta más arriba)
  • Mermelada de fresa (o del sabor que quieras)
  • Chocolate a la taza
  • Fondant de colores. Como he explicado en la introducción, se puede hacer o comprar hecho. Sale parecido de precio y cuesta bastante hacerlo para que quede bien, así que recomiendo comprarlo hecho.

Preparación de la tarta final con el fondant

1. Cuando los bizcochos estén fríos, los sacamos con cuidado de los moldes. Ya estamos a punto de empezar nuestro reto: el coche de Rayo McQueen.

2. Retiramos la capa superior tostada a ambos bizcochos. Echamos mermelada al gusto (de fresa queda muy bien) encima de uno de ellos y colocamos el otro boca a bajo sobre el primero.

3. Ahora ya empezamos a recortar las formas. Los trozos se recortan se puede reutilizar para la cabina, el alerón e incluso para detallitos como las ruedas o las aletas de las ruedas.

4. Para unir los detalles del coche al coche usamos chocolate del que hemos preparado a la taza.

5. Se recubre todo con el chocolate a la taza y después se coloca el fondant rojo sobre todo el coche, alisando la superficie con cuidado y ajustándolo bien a las formas.

6. Y después a añadir los detallitos que se quieran con el fondant, como los ojos, las luces, las distintas pegatinas, letras,... Para unir fondant con fondant basta humedecer un poquito una de las partes con agua y pincel (o con el dedo si no tienes pincel).

Comentarios

  1. Me inspiré en el Rayo de la primera peli, q estaba mas fondoncete.... ;) De todas formas, tuvo q coger algun kilillo...q si no no llegaba para todala tropa !!! Jejeje

    ResponderEliminar
  2. qué pinta más buena tiene esa tarta!! normal que le encantara a los peques! y gracias por confiar en mis bizcochos ;)
    besico!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Recetas más visitadas

Calculadora para paella

Medidas para las cápsulas Dolce Gusto

Judías verdes con olla express

Potitos caseros de fruta con Thermomix

Azúcar glass con Thermomix